Intervenciones estéticas para mejora de encías

Como todos sabemos, la encía es una parte vital de la boca que debemos cuidar para evitar problemas de salud dental. Se trata del tejido fibromucoso de la cavidad oral que recubre la raíz de nuestros dientes. La misma los protege y soporta en su sitio.

Una encía está sana cuando presenta un color rosáceo, y sujeta firmemente los dientes, sin que podamos observar sangrado o inflamación. A pesar de tener una encía sana, pueden darse casos en los que su aspecto no sea del todo estético.

Ello puede deberse a que estén excesivamente retraídas, porque cubran demasiado el diente (sonrisa gingival) o tengan contorno irregular. Para todo ello, por cuestiones ya sean estéticas o médicas como puede ser mejorar un tratamiento ortodóntico, hay una intervención quirúrgica para hacer frente.

La gingivectomía

La gingivectomía es la intervención dental que se realiza para remodelar la encía y con ello mejor el aspecto general de nuestra sonrisa. Está orientada para personas que tienen las encías dañadas, con márgenes irregulares y a los que se les ven dientes muy pequeños o al contrario.

El procedimiento elimina el tejido gingival sobrante o dañado. Para ello recordamos márgenes de la encía para hacerla más pequeña y dejando más al descubierto la superficie dental. Se utiliza anestesia de forma ambulatoria en la consulta.

Tras la intervención y durante las 24 horas posteriores es normal que se dé sangrado y pueden darse molestias ante la ingesta de alimentos y bebidas durante los 3 días siguientes a la intervención.

Para un correcto cuidado, es importante una estricta higiene bucal que evite infecciones y complicaciones, además de evitar dañar los tejidos. Hasta su cicatrización en las 2 o 3 semanas posteriores es importante utilizar cepillos de filamentos ultrasuaves y cuello maleable, que se adapte bien a la boca.

Para mayor información puedes ponerte en contacto con cualquier de nuestras 3 clínicas.